Destacados

Imagen María Victoria Benavente, nueva doctora en salud mental

María Victoria Benavente, nueva doctora en salud mental

“Efecto de la escuela en el bienestar subjetivo adolescente” se denominó la tesis doctoral que presentó María Victoria Benavente, el lunes 26 de marzo, en el decanato de la Facultad de Medicina de la Universidad de Concepción. La calidad de su proyecto, así como la contundencia de sus argumentos, la llevaron a ser calificada con nota 7 por el comité evaluador, integrado por Benjamín Vicente, Mónica González, Sandra Saldivia, Félix Cova y Jaime Alfaro, los dos últimos profesores guías.

La psicóloga nacida en Punta Arenas logró la máxima calificación a la que podía aspirar, cerrando con éxito el proceso formativo del programa que dicta el Departamento de Psiquiatría y Salud Mental UdeC. Así, el Doctorado en Salud Mental se suma al Magíster en Psicología Clínica de la Adolescencia, cursado en la Universidad del Desarrollo.

“Me interesó el tema del bienestar inicialmente como una dimensión positiva de la salud mental, desde ese interés comencé a pensar desde donde o cómo podría ser posible promover el bienestar en la adolescencia, en particular, y casi de manera espontánea surgió la escuela como el dispositivo social que ofrece importantes oportunidades para instalar intervenciones ligadas a la promoción de la salud mental. Junto con esto, y considerando el nivel de segregación de nuestro sistema educacional, me interesó particularmente cómo se podría promover el bienestar en la adolescencia desde la escuela, especialmente en jóvenes más vulnerables, excluidos, segregados”, explicó María Victoria Benavente.

- ¿En qué se basó su investigación?

Inicialmente en una profunda revisión del estado del arte, publicaciones y experiencias en otros países que nos llevan la delantera en ver las oportunidades que la escuela puede ofertar. A partir de la reflexión secundaria a esta búsqueda se articuló un problema de investigación que se tradujo en una pregunta que se buscaba responder. Posterior a esto se tomó la decisión de cuál podría ser el mejor diseño metodológico para dar respuesta a esta pregunta, fue así como se decidió realizar un estudio cuantitativo, de corte transversal y con un plan de análisis de tipo multinivel.

- ¿De alguna manera se están desaprovechando las escuelas?

Creo que esta materia es muy relevante, en la medida que cada vez hay mayor conciencia entre los investigadores ligados a temas de educación, que la escuela se debe proponer objetivos que vayan más allá de lo académico. Al mirar el panorama actual resulta evidente que las escuelas no están siendo suficientemente aprovechadas ni dimensionadas en su valor para ser proveedoras de relaciones significativas, profundas y cálidas que promuevan el bienestar y la salud mental.

- ¿Cuáles son sus conclusiones?

Primero que la escuela presenta dimensiones que son significativas a la hora de explicar el bienestar subjetivo en la adolescencia. Luego que de estas dimensiones las fundamentales son el clima escolar y la satisfacción con la escuela. Además que estudiantes que están bajo la línea de la pobreza, repitentes, que han sido expulsados o suspendidos presentan evaluaciones más negativas acerca de sus vidas que quienes no han vivido estas experiencias. En este sentido, estos estudiantes deberían ser objeto prioritario de intervenciones que busquen promover el bienestar desde la escuela.

– ¿Seguirá profundizando en esta área?

Sí. Hay mucho por seguir estudiando, con el objetivo de llegar a definir los componentes más específicos para el diseño de una intervención desde la escuela.

- Durante su presentación se realizó un contacto vía streaming con la doctora Mónica González, ¿cuéntenos un poco de esto?

La doctora Mónica González es profesora de la Universidad de Girona
(https://www.researchgate.net/profile/Monica_Gonzalez), tiene una amplia experiencia en el tema del bienestar en niños, niñas y adolescentes y en particular en bienestar en la escuela. Durante mi formación doctoral, buscando expertos en la materia con los cuales contactarme, mi profesor tutor, el doctor Jaime Alfaro, me puso en contacto con Mónica y realicé una pasantía en la Universidad de Girona por un periodo de tres meses. Contar con su opinión y con la del equipo de investigación en el que ella trabaja, fue de gran ayuda en el proceso de formulación del proyecto.

- ¿Cómo cree que los resultados de este trabajo pueden contribuir en su ámbito de desempeño?

Creo que principalmente abriendo un espacio de trabajo en la investigación en este tema que descubrí a través del trabajo que realicé en mi tesis. Espero continuar desarrollándome y trabajando en esta línea de investigación.

- ¿Por qué decidió cursar el Doctorado en Salud Mental de la UdeC?
Mi motivación principal fue adquirir herramientas para aprender a realizar investigación de manera autónoma. Me ha interesado siempre el ámbito académico y sentía que me faltaban recursos para poder conducir estudios que llevaran a la producción de conocimientos.

- ¿Cuál es la principal fortaleza de este programa?
La formación del programa es sólida, con profesores de alto nivel, favorece mucho la reflexión y la discusión de temas actuales y contingentes en salud mental, lo que hace que sea una experiencia muy enriquecedora.

Compartir en Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Facebook